top of page

Así será la operación que evitará una catástrofe ambiental


Se prevé bombear un millón de barriles de petróleo desde el Safer. © PNUD


Transferir un millón de barriles de petróleo del superpetrolero Safer averiado llevará unos 19 días y evitará el quinto derrame más grande de la historia si el petrolero oxidado se rompiera.

Pero no todo terminará con la transferencia de petróleo, porque el buque tanque aún representará una amenaza ambiental, por lo que la ONU necesita 22 millones de dólares adicionales para terminar el trabajo.



¿Cómo terminó el Safer frente a la costa de Yemen?

El Safer se construyó como un superpetrolero en 1976 y se convirtió, una década más tarde, en lo que es: un contenedor de petróleo flotante.

El barco está anclado a unas 4,8 millas náuticas de la costa de la gobernación de Al Hudaydah, en Yemen, y contiene aproximadamente 1,14 millones de barriles de crudo ligero.

Las operaciones de producción, descarga y mantenimiento del petrolero se suspendieron en 2015 debido al conflicto entre los rebeldes Houthí y una coalición progubernamental en Yemen. La integridad estructural del petrolero se deterioró significativamente, poniéndolo en riesgo de colapso.

Los sistemas necesarios para bombear gas inerte al buque cisterna dejaron de funcionar en 2017, lo que generó un riesgo real de explosión y se consideró que no podía repararse.

Yemen, devastado por la guerra, no tiene la capacidad ni la habilidad para lidiar con el impacto de un derrame masivo de petróleo, que pone en peligro todo el ecosistema marino y la economía del Mar Rojo, un área que alberga rutas de navegación clave.


Los inspectores marinos monitorean el petrolero Safer siniestrado. / © PNUD


¿Qué implica un derrame masivo de petróleo? El costo de vaciar el Safer y rescatarlo se estima en 20 millones de dólares, pero si se rompiera con el petróleo a bordo, la limpieza del desastre podría costar alrededor de 20 mil millones. Si ocurriera un derrame masivo de petróleo, devastaría a las comunidades pesqueras en la costa del Mar Rojo de Yemen, ya que millones dependen de la pesca en el área. Un derrame de petróleo podría acabar inmediatamente con 200 mil medios de subsistencia. Comunidades enteras estarán expuestas a toxinas potencialmente mortales, advierte la ONU. Este gran derrame de petróleo podría cerrar los puertos cercanos de Hudaydah y Saleef, dos puntos de venta clave para alimentos, combustible y suministros vitales en un país donde 17 millones de personas necesitan asistencia alimentaria. El impacto ambiental sobre las aguas, arrecifes de coral, manglares y la diversa vida marina sería severo. El petróleo derramado podría llegar a las costas de Arabia Saudita, Eritrea, Yibuti y Somalia. Las plantas de desalinización en la costa del Mar Rojo también podrían cerrarse y cortar las fuentes de agua dulce para millones de personas. Cualquier posible fuga contaminaría el aire a gran escala. También es posible que el tráfico de navegación vital a través del Estrecho de Bab al-Mandab hacia el Canal de Suez se interrumpa durante mucho tiempo, lo que provocará pérdidas de miles de millones de dólares diarios. El turismo también sufriría.

¿Cuáles son los detalles de la operación dirigida por la ONU? Tras los intentos fallidos de acordar un plan para salvar a Safer en un entorno de conflicto altamente politizado, el coordinador Residente y Humanitario para Yemen, David Gressly, lanzó una nueva iniciativa, dirigida a socios del sector privado, a mediados de 2021. La iniciativa requería seleccionar una empresa líder en el campo del salvamento marítimo para retirar el petróleo del Safer. En diciembre de 2021 se presentó un borrador de plan coordinado por la ONU. Desde entonces, la ONU ha trabajado en estrecha colaboración con el Gobierno de Yemen en Adén, que apoyó la iniciativa con una donación de cinco millones de dólares en 2022. Las autoridades hutíes en Sana'a, que controlan el área frente a la cual ancla el barco, también firmaron un memorando de entendimiento con la ONU el 5 de marzo de 2022, con lo cual se estableció un marco de cooperación. El Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) implementa el proyecto, que incluye los siguientes pasos:

• Una empresa líder mundial en salvamento inspeccionó el Safer para hacerlo seguro para el proceso de transferencia del petróleo. • Se instala la boya de fondeo Calm, que se amarra al buque cisterna de sustitución, así como el desguace del buque cisterna Safer. • Los preparativos comenzaron a fines de 2022 cuando el PNUD reunió a expertos técnicos de todo el mundo, incluida una consultoría de gestión marina, un bufete de abogados marítimos, corredores de seguros y buques, y expertos en derrames de petróleo. • En marzo, el PNUD acordó con Euronav la compra de un camión cisterna de sustitución, que posteriormente fue modificado para la operación. • En abril, el PNUD contrató a expertos en salvamento SMIT, una subsidiaria de Boskalis.

¿Cómo se habilitó el Safer para completar el trasvase de petróleo? El 30 de mayo, el tanquero de salvamento Nadevor llegó al sitio para comenzar la operación. El equipo de Safer trabajó extensamente con el equipo de rescate, mientras el comité técnico de Safer en Hudaydah brindó acceso, seguridad y apoyo técnico, y mantuvo un alto nivel de coordinación y cooperación con el equipo de operaciones de la ONU. El equipo de SMIT hizo todo lo posible para mantener la estabilidad del petrolero y preparar la transferencia. Ese proceso incluyó: • Evaluaciones estructurales integrales del casco del buque tanque, que confirmaron que los niveles de espesor son suficientes para soportar las fuerzas generadas durante el transporte de petróleo. • Bombeo de gas inerte en los tanques de envío de petróleo para reducir en gran medida el riesgo de incendio o explosión, y pruebas continuas para garantizar que la atmósfera dentro del tanque se mantenga en un nivel seguro. • Preparación de bombas portátiles de transferencia, preparación de mangueras y válvulas, y reparación del manifold del reservorio Safer por donde fluirá el aceite durante la operación. • Preparación anticipada de equipos de respuesta a derrames de hidrocarburos. El 10 de julio, las autoridades hutíes con sede en la capital, Sana'a, otorgaron permiso para comenzar la transferencia. El PNUD, el Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA) y la Organización Marítima Internacional (OMI), brindaron conocimientos de alto nivel para monitorear el trabajo y apoyan los esfuerzos yemeníes en caso de que ocurra algún accidente durante la operación. El Programa Mundial de Alimentos (PMA), el Fondo de Población de las Naciones Unidas (UNFPA), el Departamento de Seguridad y Vigilancia de las Naciones Unidas y la Misión de las Naciones Unidas en Apoyo del Acuerdo de Hudaydah (UNMHA) también brindan experiencia y apoyo operativo.

El Safer ha estado en riesgo de romperse o explotar durante años./ © PNUD

La transferencia ¿significa que la amenaza ambiental terminó? Incluso después de la transferencia, el buque cisterna Safer representará una amenaza ambiental por los residuos de petróleo pegajoso dentro del tanque, especialmente porque el buque tanque es aún vulnerable al colapso. Para terminar el trabajo, se necesitan con urgencia 22 millones de dólares, incluido un reembolso de 20 millones del financiamiento interno proporcionado por el Fondo Central de Respuesta a Emergencias de las Naciones Unidas (CERF), que proporcionó suficiente liquidez para comenzar la operación. Hasta la fecha, los Estados miembros, el sector privado y el público han financiado colectivamente 121 millones de dólares. La ONU necesita ahora un apoyo más generoso para terminar esta tarea crítica sin demora.

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page